Un año de horror para las mujeres

Los datos sobre violencia machista hablan por sí solos: son muchos los jóvenes que consideran razonables comportamientos claramente machistas, las llamadas a los números de ayuda (016) se han disparado, y prácticamente a diario hemos sumado cifras al número de mujeres asesinadas por sus parejas. Pero la sociedad está cansada y cada vez tiene menos miedo a levantar la voz para exigir soluciones que acaben con esta tragedia que nos afecta a todos.