La ONU pide la retirada de la reforma del aborto por contravenir derechos humanos

Autoría: Mariola Lourido

Los «impresionantes» logros alcanzados por la mujer en España están amenazados y corren riesgo de retroceder por tres causas: los recortes aplicados por el Gobierno con su política de austeridad, la cultura del machismo y la influencia social de la Iglesia y las instituciones religiosas patriarcales. Es la primera conclusión del informe elaborado por la ONU después de la visita realizada en diciembre a España por sus expertas con el objetivo de evaluar las políticas de igualdad y contra la violencia de género.

Expertas que piden la retirada de la reforma de la ley del aborto. Afirman que prohibir el aborto a las chicas de 16 y 17 sin el consentimiento de sus padres es incompatible con las normas internacionales y es contrario a las obligaciones contraídas en la Convención de los Derechos del Niño.

El informe señala que la persistencia de la violencia de género sigue siendo alarmante en España y muestra su preocupación por los recortes de recursos para atender a las victimas y a sus hijos.

Critica además que el Gobierno ignora la sentencia de la ONU en el caso de Angela González Carreño y le pide que la cumpla urgente e inmediatamente para evitar nuevos asesinatos de niños por parte de sus padres durante el régimen de visitas o la custodia. Recuerda que han sido asesinados 20 menores en los últimos seis años en esas circunstancias.

El documento pide reimplantar Educación para la Ciudadanía y es muy critico con la supresión de esta asignatura y su sustitución por la de valores cívicos como alternativa a la Religión. Dice que es una medida regresiva en el esfuerzo de eliminar los estereotipos de género. Considera la ONU que la libertad religiosa no puede usarse para justificar la discriminación de las mujeres y no puede alegarse como justificación para dejar de educar en el derecho de las mujeres a la igualdad.

El informe analiza también la participación de la mujer en la vida económica y social. Denuncia el deterioro de la situación laboral de las mujeres y que el 70%  de los empleos a tiempo parcial estén ocupados por ellas. Considera que es un porcentaje desproporcionado de mujeres y lamentan que las mujeres no sean contratadas por los empresarios a jornada completa. De las mujeres que hay en el mercado laboral, el 24 por ciento tiene contratos parciales frente al 6 por ciento de los hombres.

También se refiere al aumento en los últimos años de la brecha salarial y a la fuerte contradicción que supone que las mujeres tengan un mejor nivel educativo y una mayor formación que los varones y sin embargo, tienen peores empleos y salarios. El informe afirma que los recortes sociales han afectado de manera grave a las mujeres que también han sufrido con más intensidad las consecuencias de la reforma laboral.

Pero las medidas del Gobierno para salir de la crisis, añade, se han centrado principalmente en crear empleo masculino. La ONU recomienda además a Españaimponer cuotas femeninas porque por ejemplo solo hay un 18 por ciento de directivas en las empresas del IBEX.